lunes, 14 de enero de 2013

Boca abajo y del revés

¿Te han  robado, mentido, abandonado? ¿Has llegado tarde al trabajo porque ibas en un tren que circulaba por la misma vía elegida por un transeúnte con el espíritu suicida?, has metido la pata hasta el fondo y como eres así y no puedes ser de otra manera, has ido dejado huellas por todas partes porque efectivamente, tienes dos pies y dos manos y la cabeza en otro sitio y el corazón hecho un columpio sujetado por dos venas?  el paracetamol ya no es lo que era con tu cefalea menstrual? se ha muerto la vecina de arriba, esa chica con la que te cruzabas todas las mañanas y a la que sólo decías "buenos días o, buenas noches" y de repente sientes que no puedes imaginarte el ascensor, o la portería, todas las mañanas sin esa cordialidad hecha carne, piel, huesos, labios? has sentido la soledad de aquel hombre que cada mañana apura el reloj en la parada del autobús hasta que tú llegas? has notado que alguien piensa en ti cuando tú no estás, cuando ni siquiera sabes que existes? lo has notado porque te pone el café con leche como a ti te gusta cada mañana? te has mirado en ese espejo? quiero decir, en los ojos de ese hombre al lado de un autobús?  crees que la gente sólo choca para conocerse en el supermecado, en la calle o en las bibliotecas de las películas?

X, estaba una mañana medio plantado al lado de un  importante edificio económico, yo bajé de un taxi, era una día soleado, su mirada se precipitó encima de mi, me encendí un cigarrillo, y miré sus zapatos. No se movían. Levanté la mirada y enseguida me reencontré con su pardas retinas, con su mirada aguda, analítica, bajo esas cejas tan expresivas y varoniles...le alegré la vista con una sonrisa, ni una palabra, para qué destrozar ese momento visual tan excitante si él se estaba muriendo de ganas de hacerlo...
La última vez estabas empapada de agua en mi despacho, te acuerdas?
Sí, no puedo olvidar ciertos momentos bochornosos de mi vida.
Estuviste estupenda....
Claro, porque no eras tú el que estaba empapado hasta los huesos delante de sus clientes perfectamente secos en un despacho ajeno.
Estabas muy guapa.
Estaba? pensé en milésimas de segundo.
Me alegro de verte.
Oye, cómo es que ya no has vuelto por mi despacho? sigues casada? te apetece ir al cine esta noche?
Estás complicado?
Me estás preguntado si estoy casado?
Sí algo así, estás con alguien?
No, mi matrimonio se fue a pique, mejor te lo cuento esta noche si te parece bien...
Esta noche no puedo, mejor un día de estos...
Un día de estos no, esta noche, por favor, si nos hemos encontrado hoy es para celebrarlo hoy...
Qué bien, son las doce del mediodía y me están entrando una ganas de follarte...no se lo dije claro, pero lo pensé, lo pensé y no lo dejé de pensar en todo el día y parte de la noche...

Esta vez me fui con su teléfono particular y su número de móvil y su dirección, y por si me apetecía, me invitó a pasar el fin de semana con él en una ciudad que me encanta.

Pero por quién me ha tomado? preguntarme si voy con él este fin de semana? que solo nos hemos visto dos veces, dos. Es así como seduce a las chicas que él encuentra atractivas? lo pillaría su mujer en Londres con alguna?

Pasé un día extraño, porque intentaba no pensar pero lo cierto es que no podía dejar de pensar en él,  por qué te sometes a estos régimenes sexuales que incitan tu estrés y tu mal humor? si eres libre y joven, y...y...y...porque no y punto! me gusta pensar en él así, con esta adrenalina en las piernas que me sondea de arriba a abajo toda la piel...estás fatal, estás muy mal...llámalo...y como no estaba dispuesta a seguir escuchándome, decidí pasar la noche viendo como mi amiga se tomaba unas cañas y yo un par de tónicas con mucho hielo y limón.

Nunca te van a querer tanto, es eso lo que te da miedo? me preguntó una de mis mejores amigas.
No es eso, es que no sé si yo podré querer a alguien tanto como a mi ex, la verdad...
Pero todavía lo quieres? hace tres años ya G., entonces por qué te divorciaste?
Porque ya no lo quería en mi cama, ni quería amanecer más en su cama, es algo incomprensible, inexplicable, incongruente, pero es así, un ser excepcional que lo tiene todo, todo y no, mira, no me pone, no me pongo con él ni con la luz apagada.
Mmm, creo que la vida en sí, es sexo..
Sí? a veces lo dudo, muy pocas porque desde luego el matrimonio sin sexo, siendo jóvenes como somos no es de recibo, ni para él ni para mí, aunque hay tantas parejas que viven sin sexo en casa al menos...no sé, es que no sé porqué de repente, de la noche a la mañana me quedé impotente en sus brazos...y lo quiero con todo mi corazón pero es que no puedo follar con él, lo probé todo, Dios sabe que lo probé todo para funcionar con él pero no puedo, y tú sabes, tienes idea de cómo me siento? tenía una vida ejemplar, éramos felices, dichosos, nunca discutíamos, siempre tan amables el uno con el otro, tan respetuosos, nos cuidábamos tú lo sabes, todo el mundo pensaba que lo nuestro era eterno, cuando rompes es cuando te das cuenta de que rompes muchas otras perspectivas de ti...he pasado los mejores momentos de mi vida con él. Es parte de mí, es mi vida y no puedo hacerlo feliz ni ser feliz a su lado...

Bueno no te preocupes, ya se lo follrá otra.
Otra? observaba a mi amiga con un interrogante asombroso en mi cara, tan cándido que por momentos me sentí absolutamente gilipollas...
No me digas que no lo has pensado?
Pensar el qué? de verdad me estás insinuando que te has fo-lla-do a mi marido?
Lo he intentado, estoy enamorada de él, desde siempre.
Desde siempre?
Desde que me lo presentaste... es fantástico, ojalá algún día me pueda querer como a ti.



Le dí un beso y me fui a casa con un deseo irremediable de desplomarme en el sofá y ponerme esta canción. Una y otra vez...


lunes, 7 de enero de 2013

Los mensajes del agua

Todos sabemos que los pensamientos positivos ejercen un efecto vital y directo sobre el ánimo y por ende sobre lo que nos rodea. Y es que si pensamos en algo de manera positiva irradiamos un magnetismo que tiene el poder de relativizar lo negativo, de someternos en un estado de serenidad en el que no sólo conseguiremos encajar mejor los contratiempos y resolver con más eficacia los problemas sino que además lograremos sentirnos bien, con la capacidad necesaria para superar todas las condiciones que el día a día nos exigen.

Mente sana corpore sano.

Eso dicen, y un japonés, el Dr. Masaru Emoto, a través de su libro "Los mensajes del agua" divulga una serie de investigaciones procedentes del análisis del agua mediante la utilización de resonancia magnética, permitiendo la observación del HADO (energías sutiles relacionadas con la consciencia). Su estudio pone en evidencia que los pensamientos y las emociones pueden alterar la estructura molecular del agua. Algo que por otra parte, los científicos han intentado corroborar sin éxito, pero no olvidemos, que la homeopatía también ha sido diagnósticada por los científicos de ejercer sobre el enfermo un sólo efecto: el efecto placebo.

No sé si el estudio que el  Dr. Emoto difunde, se traduce en el efecto placebo que las palabras han ejercido en la estructura molecular del agua después de estar sometida a diferentes expresiones positivas y negativas, pero lo que sí me gusta mucho de este sorprendente estudio es lo que podemos cuestionarnos al final del vídeo.