jueves, 15 de septiembre de 2011

Saturación.

Detesto la política porque me satura la mente tanta manipulación. Interés. Intereses. Dividendos. Estoy harta del catalán como tema político y de los catalanes como tema de manipulación. Estoy saturada de tanto español y de tanto españolismo fictício. Este malestar que se respira entre catalanes y no catalanes tan sólo me inspira una cosa que jamás pensé que podría llegar a pensar,  no tiene sentido ningún voto en esta democracia nuestra tan sumamente demacrada.

Quiero un dictador, un dictador que se cargue la imperfecta y corrupta democracia española. Estoy cansada de la eterna  ira contra los catalanes, españoles de segunda por defender una lengua propia cuando nosotros siempre hemos escrito y hablado la lengua nacional antes de que nos fuera impuesta por el régimen franquista. Lo que hizo el alcalde de Badalona es vergonzoso desde mi punto de vista como catalana adscrita al territorio español y simpatizante cultural de España, mi país, tal y como figura en mi DNI y pasaporte. Este fenómeno ha tenido las santas pelotas de cargarse la diada nacional de Catalunya en Badalona, un pepero que olvidó hacer semejante muestra de afecto antes de pretender la alcaldía.

Yo nunca he defendido la independencia catalana, y ahora tampoco lo haré, ahora lo que quiero, lo que reclamo es un dictador español suficientemente competente como para exterminar la ira, a ver si así, sin que tengan que ganarse, mendigar o robar un voto a base de peripecias paranormales y sobrenaturales, alguien empieza a pensar en las personas como seres humanos que compartimos la tierra y el aire, con sus riquezas culturales y sus sentires por encima de esos travestidos "humanos" que abren juego barajando economías lingüísticas tropezando con la cultura de base e incendiando ciudadanos del mundo y de a pié, alzando sus afiladas mandíbulas por encima de la humanidad e incapaces, inútiles todos ellos, de erradicar tanta pobreza social ibérica, a ver si alguien sólo es capaz de abolir tanta mezquinidad nacionalista junta y es capaz de entronar sus ideales desde algo más cultural, más amoroso, más respetuoso, más  humano, más natural, más sencillo, más digno.

Quiero un dictador, un dictador como jamás ha visto la historia Universal.

11 comentarios:

LOLI dijo...

Tranquila Gemma,hija No me extraña que te hayas puesto así que hasta pides un dictador y todo. Es verdad que muchos politicos utilizan lo de la lengua para obtener votos,yo pensaba que los que son tan radicales con su idioma es principalmente porque no quieren que se pierda,pero claro que volverse tan radical tampoco es bueno.
A mi me viene fatal lo de que en el colegio se de todo en valenciano porque no puedo ayudar a mis hijos en los deberes perdemos mucho tiempo en buscar la traducción,pero eso me pasa a mi si quiero ayudarle sin embargo mis hijos me preguntan como se dice algo en castellano y aprueban el valenciano y el castellano lo suspenden...lo ideal seria mitad y mitad y todos contentos, fijate que los extranjeros se lo aprenden en un plis y con muy buenas notas.
Los politicos son los que estan dando mala imagen porque sé que muchisimos catalanes se sienten españoles y catalanes al igual que cualquier ciudadano de cualquier comunidad.

No pidas un Dictador filla meua que seguro que habra una solucion mejor.


Besazos con muchos mimos

Miguel dijo...

Entiendo y comparto tu indignación. Pero creo que no hace falta un dictador para atajar estos extremismos. Por la fuerza, no, por favor. Ya se hicieron bastantes cosas por la fuerza en un inmediato pasado. Ahora, creo yo, es tiempo de reflexionar y dialogar. De tolerar. De saber que la pluralidad es beneficiosa y que el enseñar a la vez catalán y castellano no es ninguna aberración. Pero no excluyamos, integremos. Claro, esto, por las buenas es difícil de conseguir, pero yo solo admito este camino.

Un petó.

Gemma dijo...

Gracias Loli y Miguel, os agradezco mucho vuestros comentarios a los dos porque me habéis transmitido una serenidad que sin duda perdí en la oscuridad de la noche...no quisiera yo un dictador como los que recordáis ni siquiera pretendo que haya una dictadura pero como alguien no tome las riendas pronto y con efectividad esto se desploma.

No sé yo si nuestra democracia no está eclipsada por una "dictadura" universal, las consecuencias del capitalismo y de la globalización, los intereses de las grandes potencias, han puesto patas arriba al país, y ahora la tiranía del poder económico está haciendo mella, recortes de sueldos, recortes de pensiones, recortes en sanidad, en educación, estamos perdiendo mucho de lo que habíamos conseguido...la inseguridad laboral está presente en muchas casas. En algún momento la democracia nos dejó sin que nos diéramos cuenta, no veo yo que estemos seamos libres y demócratas, veo que estamos dominados, nos dominaron mientras estábamos tan felices comprando casas y estirando el brazo más que la manga. Los bancos son los dueños del estado, han arrasado la superficie. Ya nadie habla de otra cosa que no sea crisis económica y nacionalismos, en estos momentos en que el gran tirano ha azotado a todos por igual, daba la impresión que eso nos haría ser más respetuosos con lo poco que nos va quedando. En fin, de pedir un dictador tendría que ser un poquito como este. Gracias por vuestra compañía, por sosegarme con acertadas y serenas reflexiones.

Os debo un post agradable.

Muchos besos, al menos este mundo de los blogs nos acerca y eso es motivo suficiente para seguir escribiendo. Gracias, bona nit bonics!

LOLI dijo...

Me alegro muchisimo que te haya servido,pero vamos que ya sabia que era una rabieta, si es que hasta yo he llegado a pensar que necesitamos uno...
Me ha encantado el video¡¡yo tambien quiero un dictador como ese!!

Gracias a ti preciosa,me voy a la cama que estoy agotá y mi cerebro está en las ultimas ;)

BONA NIT Y MUCHOS BESOS ♥

Gemma dijo...

Que descanses, felices sueños Loli ;D

Ricardo dijo...

Gemma, en el fondo y en la superficie creo que tienes razón en tu enfado. Sobre todo si tenemos en cuenta que la solución a tu problema -que es el mío y de muchas personas mas-es fácil: democracia y verdaderas leyes que impidan el vivir de la política a personas ineptas y que encarcele de por vida a los que se nutren de corrupción. Una parte de culpa también es nuestra, ya que debería ser obligario participar mas en la "cosa" pública. Un beso.

Gemma dijo...

Menos mal Ricardo, es un alivio que me comprendas. Por supuesto asumo nuestra parte de culpa, pienso que tienes razón en este aspecto. Todos tendríamos que participar más pero creo que deberían promover más iniciativas, creo que mucha gente estaría dispuesta a ayudar pero somos un poco cómodos, necesitamos casi que nos inviten...creo que mucha gente desconoce las ayudas que pueden ofrecer sin tener que emplear mucho tiempo y con poco esfuerzo...

Gracias por tu visita, me alegro de verte.

Un beso.

LOLI dijo...

Gemma con tu comentario me has hecho sentir lo mismo.Ha sido precioso es genial de que algo mio te haya hecho sentir asi.No me salen las palabras no sé describirlo.

MUCHISIMAS GRACIAS A TI ♥

MUACKS

Gemma dijo...

Me alegro Loli, es bonito verdad? :D

Muuuuuuuacks!!!

Anónimo dijo...

El discurso del EL GRAN DICTADOR enlazados en una de tus respuestas; es bueno tenerlo para recordar una y otra vez algunas frases tan de actualidad hoy.

Gracias por darme la oportunidad de recordar aquél momento vivido con mi padre, yo un chaval, emocionados los dos con aquel discurso que después otro amigo le grabó en cinta magnetofónica, con un aparato introducido furtivamente en la sala del cine...con lo aparatosos que eran!

Debe estar aún por algún rincon como testimonio de algo ya pasado en el tiempo pero recordado en la memoria, verdadero instrumento de nostalgia y porqué no de vitamina en los momentos duros, para creer que no se van del todo, que se meten en nuestra alma, para vivir de nuevo con ellos.

Aquí el discurso del barbero confundido con el dictador.
Resalto este parrafo:

"El camino de la vida puede ser libre y bello; pero hemos perdido el camino. La avaricia ha envenenado las almas de los hombres, ha levantado en el mundo barricadas de odio, nos ha llevado al paso de la oca a la miseria y a la matanza. Hemos aumentado la velocidad. Pero nos hemos encerrado nosotros mismos dentro de ella. La maquinaria, que proporciona abundancia, nos ha dejado en la indigencia. Nuestra ciencia nos ha hecho cínicos; nuestra inteligencia, duros y faltos de sentimientos. Pensamos demasiado y sentimos demasiado poco. Más que maquinaria, necesitamos humanidad. Más que inteligencia, necesitamos amabilidad y cortesía. Sin estas cualidades, la vida será violenta y todo se perderá. "

Gemma dijo...

Gracias Anónimo, me llenan el alma tus palabras y es un placer enorme compartir ideología.

Un beso.